QUE ES EL BIG DATA APLICADO A LA CRIMINALÍSTICA

DEFINICIÓN DE BIG DATA

El concepto de BIG DATA lleva ya un tiempo implantado en la sociedad de la Información. El término en si, hace alusión directa a los grandes volúmen de datos e información, que por su complejidad y cantidad, hacen imposible su análisis e interpretación, por medios convencionales.

Pero, ¿Qué hay detrás de ésta explicación técnica?

El big data, es el futuro de la información. Estos Grandes datos, filtrados, clusterizados y debidamente interpretados, pueden servir a fines tan dispares como sectorizar a los ciudadanos de determinada área por ideología política y targetizar campañas publicitarias, o hacer ataques selectivos de fake news.

Usando de forma profesional este Big Data, podemos determinar los gastos de sectores de la población, su implicación medioambiental o hasta su orientación religiosa.

Aunque resulte escalofriante, estos datos vuelan por la red, y son de dominio semipúblico. Y decimos semipúblico porque cada vez que un ciudadano acepta las cookies de un site por el que navega, o hace click en  “ aceptar términos y condiciones” de Whatsapp, Redes sociales, etc, está cediendo estos datos, no solo a esa compañía en cuestión, sinó que los está entregando a un listado ingente de sites que se nutren del principal y que “tal vez” a su vez, cedan estos a terceros.

Como podrán ver, este listado es prácticamente incontrolable.

Os dejamos un video del Hacker Ético, Chema Alonso, miembro colaborador de Telefónica y propietario de su propia empresa de hacking. Seguramente lo conocerán porque colabora en diferentes programas de TV, en el habla extensamente de Big Data y privacidad en la red. Puedes verlo AQUÍ, es largo pero merece la pena.

BIG DATA Y CRIMINALÍSTICA

Es de recibo pensar que en la sociedad de la información actual, la recolección de datos públicos y semipúblicos, puede ayudar a tareas como la criminalística.

¿Dónde se encontraba un usuario, de determinada red, a una hora en concreto?¿ Su orientación religiosa era abiertamente hostil? Con qué personas se relacionaba, a que horas, donde… Todo vuela en la red, sin necesidad de autorizaciones, porque nosotros mismos hemos cedido esa privacidad y nuestros datos a terceros.

El usuario instala APPs que conceden permiso a nuestras comunicaciones, ubicación, agenda telefónica y fotografías, y a su vez, permite a los propietarios de esa APP a vender o ceder sus datos a terceros. El límite de una autorización judicial para investigar un delito se empieza a difuminar. Por que…Si cedemos voluntariamente nuestra privacidad…

¿No somos nosotros mismos los que estamos autorizando a cualquiera a vulnerarla?

La criminalística está avanzando a pasos agigantados en el sector de la información, y el Big Data es el claro ejemplo.

BIG DATA Y EL BUSINESS INTELLIGENCE

Sobre el papel ya han visto cual es la teoría. Pero la aplicación al mundo de la criminalística real es evidente.

Por poner un ejemplo, una corporación o empresa, puede pedir una perfilación de un empleado, en base a el uso de las comunicaciones y de su ordenador, si ha habido una cesión de permisos, para ver si el empleado vende información, si vierte opiniones negativas en la red, si crea perfiles falsos para atacar a su empresa, si acosa a compañeros de trabajo….y un larguisimo etcetera, determinable en base a esos datos que navegan en el océano de internet.

Pero lo más terrorífico es que podemos hacer ingeniería inversa, para sacar datos de donde se supone que no deberíamos poder sacar nada. De unos datos, supuestamente anónimos que circulen podemos mediante algoritmos y creación de clusters de datos, averiguar a quién pertenecen esos datos.

La información anónima, está desapareciendo en la red.

Aunque no todo está perdido. Usando el Big Data y aplicándolo al Bussiness Intellicence (inteligencia de Negocios) podemos mejorar la calidad de vida del empleado, relativizar determinadas cargas de trabajo, implementar mejoras en horarios y hasta en comidas en los comedores. Cualquier dato que circule abiertamente por nuestra red empresarial, debidamente tratado, puede ser útil.

Las posibilidades de uso del Big Data son infinitas, prácticas y la tendencia es al alza, ya que cada vez se descubren nuevos usos.

EL BIG DATA Y EL URBANISMO

Big Data y Urbanismo
El Big Data en el urbanismo es una tendencia en alza

Como hemos comentado, el uso del big data, es prácticamente ilimitado, y hasta los Ayuntamientos se están apuntando al uso de estas tecnologías.

El estudio de comportamiento de los ciudadanos, de sus rutinas y costumbres, pueden facilitar la transformación urbanística de las nuevas ciudades. Determinar dónde poner un parque, un colegio o un hospital, que vías reformar y cuales reestructurar, y hasta la sincronización de los semáforos por franjas horarias… las posibilidades no tienen horizonte.

DUQUE-WITTMAACK: NUESTRO SERVICIO BIG DATA

En Duque-Wittmaack, contamos con un equipo de expertos en Análisis de BIG Data. Asesoramos a empresas y Corporaciones locales y de la administración en materia de grandes datos y elaboramos planes de actuación y asesoría.


Nuestra empresa es líder en el sector privado en el uso de herramientas OSINT o inteligencia proveniente de fuentes abiertas, para la perfilación de empleados o personas de interés.

Nuestro equipo de analistas, está también a disposición del equipo interdisciplinar para estudiar casos criminales y todo ello, en calidad de peritos especialistas. Nuestros informes son vinculantes y válidos en sede judicial.

Si quiere más información sobre nuestro servicio BIG DATA, contacte con nosotros AQUÍ y le atenderemos.

Si le ha parecido interesante nuestro artículo, eche un vistazo al artículo sobre la Criminología corporativa en nuestro BLOG.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *